Los lunes al sol

“Labios sueltos hunden barcos” era la frase utilizada por los censores ingleses en la Segunda Guerra Mundial.

Bombín es a bombón
como cojín es a equis,
y a mí me importa tres equis
que me cierren la edición…

Se llamaba “La Codorniz” y era una revista humorística. “La revista más audaz para el lector más inteligente”, era su lema.
Nació y creció durante la dictadura de Franco y se hizo famosa por conseguir arrancar una sonrisa al lector en base a sus comentarios, que podían tener varios significados. Como decían ellos, la maldad la ponía el lector, nunca la revista.

¿No os lo he dicho todavía?. He sido pre-jubilado”.
Para ser sincero, lo estaba esperando desde hacía ya tiempo y poco a poco, iba llevando mis escasos objetos personales a casa para no tener que alquilar una furgoneta el último día.

Debo decir que si algo me ha quedado para siempre en mis treinta años en la empresa, ha sido la gran calidad y humanidad de mis usuarios.
Tengo ahora muchos y buenos amigos.

Por cierto y dado que apenas me he despedido de nadie, dada la inmediatez de mi cese “ad baculum”, mi dirección para quien quiera seguir en contacto conmigo es:

Luisbenavent(arroba)gmail.com

Es recomendable me escribáis desde vuestro correo particular por no generar gastos a la empresa (sobre todo ahora que estamos en crisis).

– Y, ¿qué tiene que ver eso con La Codorniz? – se preguntará alguno.

Es curioso pero mis primeros pensamientos fueron hacia la revista. Quizás porqué la misma nació y vivió durante la dictadura. Y ahora soy consciente de que mi verdadera libertad empezó el viernes pasado, el último día de trabajo.

“Como no puede ser de otra forma” – me encanta esta frase que utilizan todos los políticos actuales y que encierra toda una falacia – quede claro que no dejaré de escribir aquí, en este blog, que tanto me ha ayudado a salir adelante.